sábado, 27 de mayo de 2017

deporte



Recorrido por el deporte americano. También internacional en versión olímpica. Libro de biblioteca, dos lectores en muchos años. Interesante, al menos para mí. Paseo por la historia, la integración racial y el deporte, el negocio, los escándalos y amaños, el boom de la televisión que todo lo cambia con su aporte de dinero. La tragedia de Munich. La influencia de Muhammad Ali en el conflicto racial norteamericano. Boxeadores que mueren en el ring como Kid Paret, precursores del running como Jim Fixx que murieron con las zapatillas puestas. Historias como la de Kathy Ormsby, prometedora corredora universitaria que en plena carrera toma otro camino para saltar por un puente y quedar paralítica. Los infinitos caminos del deporte. Glorias, efímeras la mayoría de las veces.

Winning is the only thing. Randy Roberts and James Olson. 1989

2666



Fecha futurista como título. Cinco obras en una. El autor dijo que se publicaran de forma independiente. Se estaba muriendo. Los editores no siguieron el consejo e hicieron una publicación conjunta. Volumen de más de mil páginas, inacabado. No quiero pensar la dimensión que podría haber tenido. Y mejor no pensar en lo que podría haber hecho Bolaño de no haber fallecido prematuramente. Contador de historias, infatigable, enlaza aquí y allá. Una primera parte más plana, de emociones contenidas. Una segunda que comienza de forma vibrante, con historias que parecen quedar inconclusas, y que cada una de ellas podría dar lugar a una novela. Encadenar historias, sin más objetivo que contar y contar. Se busca a un escritor. Tercera parte con periodista como protagonista. La cuarta presenta  los feminicidios de México. Tremendamente dura, fría. Policías, agentes, muertas, asesinos desconocidos. Parece una crónica periodística, de lectura mañanera, los sucesos de ayer. Descripciones de vidas que han sido cortas, nada se resuelve. Llegamos a la quinta, encontramos al escritor, la forma encandila. Todo tiene relación. Un placer para el lector, sin deseos de terminar, hasta que lo acabo de golpe. Otro imprescindible. Esto es otra cosa, alejada de los thrillers al uso, puede haber muertos y detectives, pero los caminos de la palabra difieren, tanto como la noche y el día. Bolaño y las cumbres literarias.

“el lujo de pensar y no salir huyendo”

2666. Roberto Bolaño. 2004

sábado, 20 de mayo de 2017

toros



Libro de toros y de costumbres. Las de un Madrid ya desaparecido. Crítico taurino y crítico con la forma que toma la fiesta después de la guerra civil. Ya no es lo de antes. Todo se basa en el espectáculo. Ya todo se dulcifica y la plaza se transforma en escenario, palabras del escritor, que cuenta, y no para, historias de un Madrid donde los niños querían ser toreros y jugaban a tal. De ilusiones, la mayoría truncadas. De escenas que dejan translucir el recuerdo de lo antiguo. Dice el autor que duda que la fiesta alcance a conocer el año 2000. No acertó, aunque puestos a jugar a adivinos, no pondría yo la mano en el fuego para sentenciar que quede algo de la fiesta en el 2047….los tiempos están cambiando, siempre.

Paseíllo por el planeta de los toros. 1970. Antonio Díaz-Cañabate.